Gestionar el acceso a servicios

Cuando te registras en un producto de Google Cloud, como G Suite, generalmente, sus servicios se añaden a tu cuenta y se activan en las cuentas de tus usuarios. Estos también tienen acceso a varios servicios adicionales de Google, así como a cualquier servicio que añadas desde G Suite Marketplace. Aunque en muchos casos no tendrás que hacer nada para que los usuarios puedan acceder a estos servicios, es posible que debas habilitar algunos de ellos. O también puede interesarte inhabilitar servicios que no quieras que utilicen tus usuarios. 

Para administrar los servicios que tu organización puede utilizar:

Activa o desactiva los servicios en las cuentas de usuario pertinentes

Utiliza la consola de administración para activar o desactivar servicios concretos, ya sea en todas las cuentas de usuario o solo en unidades organizativas concretas. Solo los usuarios que tengan un servicio habilitado podrán utilizarlo.

Nota: Algunos servicios no tienen un control individual en la consola de administración. Sin embargo, podrás activarlos o desactivarlos todos a la vez.

Asigna licencias de usuario para los productos que compres

Si compras más de un producto de Google Cloud, como G Suite y Google My Maps Pro, recibirás cierta cantidad de licencias de usuario para cada producto. Después, deberás asignar licencias a las personas que vayan a utilizar ese producto. Solo tendrás que hacerlo si has adquirido varios productos de Google.

Hay pocos servicios de G Suite que deberás añadir primero a tu cuenta para poder activarlos. Esto ocurre, por ejemplo, con Grupos de Google para empresas y con la adquisición de más espacio de almacenamiento en Drive. Para obtener más información, consulta el artículo Añadir servicios de G Suite a tu cuenta. También puedes quitar un servicio de G Suite que no quieres que utilice nadie (aunque basta con desactivar el servicio en todas las cuentas de usuario para conseguir el mismo resultado).
¿Te ha sido útil este artículo?
¿Cómo podemos mejorar esta página?