Instrucciones para los anunciantes de la página de inicio

Una de las claves que ha permitido a YouTube convertirse en la famosa plataforma que es hoy en día ha sido permitir la coexistencia de una gran diversidad de contenido a una escala sin precedentes. La aplicación y el cumplimiento exhaustivos de nuestras políticas nos permite alojar esta gran variedad de vídeos, teniendo siempre en cuenta cómo y cuándo van a ver este contenido nuestros usuarios para poder ofrecer una experiencia igual de satisfactoria y gratificante a usuarios, partners y anunciantes.

Los anuncios resultan especialmente llamativos y atractivos cuando aparecen en la página de inicio de YouTube. La página de inicio es la entrada principal o el portal a través del cual muchos usuarios acceden a YouTube. Es el principal elemento de nuestro sitio, por lo que queremos asegurarnos de que resulte adecuada y acogedora para todo aquel que visite YouTube.

Debido a las características únicas de la página de inicio, tratamos por todos los medios de garantizar que el contenido que aparezca aquí, incluida la publicidad, resulte adecuado para los usuarios de YouTube mayores de 13 años. Esto significa que, por lo general, los anuncios con contenido para adultos o que sean demasiado "provocativos" no se consideran adecuados para la página de inicio, aunque sí estén permitidos con restricciones de edad en el resto del sitio.

Todos los anuncios de la página de inicio deben respetar las Normas de la comunidad y la Política de anuncios de YouTube, sin ninguna excepción. El contexto también es importante. Los anuncios que incluyan elementos que se reproduzcan o se expandan automáticamente deben cumplir unos estándares más exigentes, ya que esta automatización impide que el usuario pueda elegir si desea verlos o no. Las miniaturas también deben cumplir unos estándares más exigentes debido a su mayor visibilidad.

Aunque la interpretación de lo que resulta adecuado o inadecuado corresponde en última instancia al equipo de políticas, puedes aplicar la siguiente regla general: si tu anuncio pertenece a una de las categorías que se indican a continuación, ya sea en parte o en su totalidad, lo más probable es que la página de inicio de YouTube no sea el lugar más adecuado para tu promoción.

Contenido para adultos

  • pornografía,
  • pechos, glúteos u órganos genitales total o parcialmente descubiertos,
  • contenido sexual (real o implícito),
  • ropa interior o lencería,
  • posturas sexualmente sugerentes,
  • atención concentrada en determinadas partes del cuerpo,
  • juguetes u otros productos para adultos (como preservativos u otros artículos de tipo sexual).

Contenido violento u ofensivo

Violencia excesiva o escenas escabrosas, incluidas imágenes gráficas o molestas de:

  • derramamiento de sangre,
  • lesiones físicas,
  • inflicción de lesiones a uno mismo o a otros,
  • lucha,
  • excreciones fisiológicas,
  • accidentes desagradables.

Contenido sexualmente lascivo e irreverente

  • irreverencia excesiva
  • lenguaje sexualmente lascivo u obsceno.

Contenido de incitación al odio o campañas de desprestigio

  • contenido que desprestigie a una persona, a una organización o a un grupo de personas.

Contenido político o religioso

  • usos exaltados o manipuladores de asuntos políticos o religiosos.

Imágenes de drogas, alcohol o tabaco

  • consumo de drogas inadecuado, excesivo o ilegal (aunque se represente de una forma cómica),
  • uso de artículos relacionados con las drogas.

Tráilers de películas, videojuegos y fragmentos de programas de televisión

  • tráilers con restricciones de edad,
  • tráilers o vídeos en los que el sexo, el horror, el miedo o la violencia sean un elemento significativo (independientemente de las clasificaciones asignadas por la MPAA, la ESRB, el sistema TV Parental Guidelines de Estados Unidos u otros sistemas de clasificaciones).

¿Todavía no estás seguro de si tu vídeo es adecuado? Prueba a hacerte las siguientes preguntas: ¿me sentiría cómodo si le mostrara este vídeo a mis hijos o a mis padres?; ¿me sentiría cómodo si estuviera viendo este vídeo y mi jefe se acercara a mi ordenador en el trabajo?; ¿podrían emitir mi contenido en la televisión en horario de máxima audiencia? Si has respondido "sí" a estas preguntas, no significa necesariamente que tu contenido sea adecuado, pero es un buen punto de partida. Si has respondido "no", es posible que tu contenido no sea adecuado para el público de la página de inicio de YouTube.

¿Te ha resultado útil esta información?
¿Cómo podemos mejorar esta página?