Las páginas web se cargan lentamente o no se cargan

Existen varios motivos por los que es posible que las páginas web se carguen lentamente en Google Chrome. En primer lugar, comprueba si este problema solo se produce en Google Chrome. Para ello, abre las mismas páginas web en otros navegadores del ordenador, como Internet Explorer o Firefox.

Las páginas se cargan lentamente solo en Google Chrome

Si las páginas se cargan lentamente solo en Google Chrome, prueba a realizar las siguientes sugerencias. Haz clic en cada enlace para obtener información detallada.

Abre las páginas en una ventana de incógnito

Si las páginas se abren con normalidad en una ventana de incógnito, es posible que se haya producido un problema relacionado con alguna de las extensiones que hayas instalado o con tus datos de navegación, ambos inhabilitados de forma temporal cuando utilizas el modo de incógnito. Prueba las soluciones que se indican a continuación:

  • Cierra todas las ventanas de Google Chrome. Para ello, haz clic en el menú de Chrome y selecciona Salir (en Mac, haz clic en Salir para cerrar todas las ventanas). A continuación, reinicia el navegador.
  • Borra las cookies, la caché y el historial de navegación.
  • Prueba a inhabilitar todas las extensiones, salir de Chrome y reiniciar el navegador. Si la página se muestra correctamente, vuelve a habilitar las extensiones, una por una, para identificar la extensión que no funciona de forma adecuada.

Busca un mensaje de error específico

Si puedes ver uno de los siguientes mensajes en la página, haz clic en el enlace del mensaje para obtener sugerencias específicas para la resolución del problema.

Comprueba la configuración del antivirus y del cortafuegos

Asegúrate de que Google Chrome esté habilitado en estos programas para establecer conexiones de entrada y salida.

Inhabilita temporalmente la función de predicción de las acciones de la red

Para ello, sigue estos pasos:

  1. Haz clic en el menú de Chrome Chrome menu situado en la barra de herramientas del navegador.
  2. Selecciona Configuración.
  3. Haz clic en Mostrar opciones avanzadas.
  4. En la sección "Privacidad", desactiva la casilla de verificación "Predecir las acciones de la red para cargar las páginas más rápido".

Si el problema persiste, te recomendamos que vuelvas a activar esta función.

Comprueba la existencia de software malintencionado.

Busca en tu ordenador software malicioso que pueda evitar que Google Chrome se conecte a un servidor web. Más información sobre cómo eliminar software malicioso del ordenador

Si los problemas persisten, indícanoslo en el foro de ayuda. En concreto, indícanos si una determinada pestaña utiliza una cantidad elevada de CPU (unidad central de procesamiento), en comparación con otras pestañas que hayas abierto. Para comprobar el uso de CPU de cada pestaña, puedes utilizar el Administrador de tareas.

Las páginas se cargan lentamente en todos los navegadores

A continuación, se indican algunas sugerencias que te pueden ayudar si tienes problemas similares al cargar páginas en otros navegadores de tu equipo:

  • Prueba a visitar otro sitio. Es posible que el sitio al que intentas acceder esté inactivo temporalmente.
  • Si tienes problemas al cargar páginas en Internet Explorer y en Google Chrome, pero no en Firefox, es posible que se trate de un problema relacionado con la configuración del servidor proxy. Si utilizas un servidor proxy, prueba a desactivarlo en la configuración de la red de Windows. Para obtener más información , accede al sitio de ayuda de Microsoft.
  • Cierra todos los programas que estén abiertos en el equipo. Es posible que estén utilizando una cantidad elevada de memoria del equipo y que sea la causa de que los navegadores funcionen lentamente.
  • Reinicia el ordenador.