Módulo 4: Tecnologías web avanzadas

4.3.2 Integración de pagos

Comprar productos online es una experiencia cómoda, aunque algunas veces puede llegar a ser frustrante, sobre todo en dispositivos móviles. Aunque el tráfico móvil continúa creciendo, las conversiones móviles representan solo un tercio de todas las compras realizadas. Es decir, los usuarios abandonan las compras desde dispositivos móviles el doble de veces que desde equipos de escritorio. ¿Y a qué se debe esto?

¿Por qué los usuarios abandonan los formularios de compra para móviles?

Los formularios de compra online son de uso intensivo y complejos, se cargan y se actualizan lentamente, y es necesario realizar varios pasos para completarlos. Esto se debe a que dos de los componentes principales de los pagos online (seguridad y comodidad) a menudo tienen objetivos contrapuestos y, cuanto más se apuesta por uno de ellos, más se suele resentir el otro.

La mayoría de los problemas que conducen al abandono se pueden achacar directamente a los formularios de compra. Cada aplicación o sitio tiene su propio proceso de introducción y validación de datos, y los usuarios a menudo se encuentran con que deben introducir la misma información en cada punto de compra de la aplicación. Además, los desarrolladores de aplicaciones se esfuerzan por crear flujos de compra que admitan varios métodos de pago exclusivos. Incluso pequeñas diferencias en los requisitos de los métodos de pago pueden complicar la cumplimentación del formulario y el proceso de envío.

Cualquier sistema que mejore o resuelva uno o más de esos problemas es bienvenido. Ya empezamos a solucionar el problema con la función Autocompletar, pero ahora nos gustaría plantear una solución más exhaustiva.

Presentamos la API de solicitud de pago

La API de solicitud de pago es un sistema encaminado a eliminar los formularios de tramitación de la compra. Esta función mejora enormemente el flujo de trabajo del usuario durante el proceso de compra, lo que proporciona una experiencia de usuario más consistente y permite que los vendedores de la Web puedan aprovechar fácilmente los diferentes métodos de pago. La API de solicitud de pago no es un método de pago nuevo ni se integra directamente con los procesadores de pagos. En su lugar, se trata de una capa de procesos cuyos objetivos son:

  • Permitir que el navegador actúe como intermediario entre los vendedores, los usuarios y los métodos de pago.
  • Estandarizar el flujo de comunicación de pago en la medida de lo posible.
  • Compatibilizar perfectamente diferentes métodos de pago seguro.
  • Funcionar en cualquier navegador, dispositivo o plataforma, ya sea móvil o no.

La API de solicitud de pago es un estándar abierto y para varios navegadores que sustituye los flujos de tramitación de compra porque permite a los vendedores solicitar y aceptar cualquier pago en una sola llamada a la API. Gracias a dicha API, la página web puede intercambiar información con el agente del usuario mientras el usuario proporciona información antes de aprobar o rechazar una solicitud de pago.

Lo mejor de todo es que, como el navegador actúa de intermediario, toda la información necesaria para realizar una tramitación de compra rápida se puede almacenar en él, por lo que los usuarios pueden confirmar y pagar con un solo clic.

Proceso de transacción de pagos

A través de la API de solicitud de pago, el proceso de transacción se realiza de la forma más fluida posible, tanto para los usuarios como para los vendedores.

Proceso de transacción de pagos

El proceso se inicia cuando el sitio del vendedor crea un nuevo PaymentRequest y traslata al navegador toda la información necesaria para realizar la compra: la cantidad que se va cobrar, la moneda en la que se realizará el pago y los métodos de pago que acepta el sitio. El navegador determina la compatibilidad entre los métodos de pago que acepta el sitio y los métodos que el usuario ha instalado en el dispositivo de destino.

A continuación, el navegador presenta la IU de pagos al usuario, que selecciona un método de pago y autoriza la transacción. Un método de pago puede ser tan sencillo como una tarjeta de crédito que ya está almacenada en el navegador o tan complejo como una aplicación de terceros concebida específicamente para entregar pagos al sitio (esta función pronto estará disponible). Una vez que el usuario autoriza la transacción, todos los detalles de pago necesarios se envían directamente al sitio web. Por ejemplo, para realizar un pago con tarjeta de crédito, el sitio web recibirá el número de tarjeta, el nombre del titular, la fecha de vencimiento y el CVC.

La solicitud de pago también se puede ampliar para que proporcione más información, como direcciones y opciones de envío, la dirección de correo electrónico y el teléfono del usuario que realiza la compra. De esta forma, puedes obtener toda la información que necesitas para finalizar un pago sin ni siquiera mostrar al usuario un formulario de pago.

La ventaja del nuevo proceso es triple: desde el punto de vista del usuario, toda la tediosa interacción anterior (petición, autorización, pago y resultado) se realiza ahora en un solo paso; desde la perspectiva del sitio web, solo requiere una llamada a la API de JavaScript; y desde la perspectiva del método de pago, el proceso no ha cambiado en absoluto.
 

¿Te ha resultado útil esta información?
¿Cómo podemos mejorar esta página?