Registros DNS

Aunque no es algo que suceda con frecuencia, sino solo de una forma muy puntual con los servicios empresariales de Google, es posible que tengas que acceder al Servidor de nombres de dominio (DNS) de tu dominio o a los registros DNS; por ejemplo, para configurar Gmail con la dirección de correo electrónico de tu organización o para personalizar la dirección de un sitio web creado en Google Sites. Para administrar los registros DNS, debes utilizar las herramientas administrativas del host de tu dominio, no Google Admin.